17th December, 20208 min read

Causas del dolor lumbar agudo

Medical Reviewer:Dr Ann Nainan
Author:Natalie Psaila
Revisado por un profesional médico

Todos los artículos de Healthily pasan por controles médicos para verificar que la información es médicamente segura.

Este contenido ha sido creado en inglés originalmente. Puede encontrar la versión original aquí, la cual ha sido estrita por Natalie Psaila y revisada médicamente por Dr Ann Nainan.

El dolor lumbar a veces aparece de forma repentina, por lo que puede ser preocupante. En la mayoría de los casos, no es grave, es una consecuencia común del uso excesivo de los músculos de la zona lumbar. Pero, si su dolor lumbar es continuo, ha aparecido repentinamente o se siente muy mal, es posible que desee hablar con un médico.

A veces, el dolor lumbar agudo puede ser un signo de una afección que necesita atención médica inmediata. A continuación, presentamos 5 posibles causas del dolor lumbar agudo, los síntomas comunes de cada uno y cuándo buscar ayuda médica.

Dolor lumbar inespecífico

Esta es una de las causas más comunes de dolor lumbar. Puede aparecer de repente y, a menudo, es difícil precisar por qué. Se cree que las lesiones leves son un desencadenante común: es posible que haya sometido al músculo a un sobreesfuerzo al levantar un objeto pesado, doblar su cuerpo o girarlo.

Si nota que tiene dolor lumbar con frecuencia, es recomendable que preste atención a su postura. Por lo general, debe asegurarse de que su columna no esté demasiado doblada o torcida. Si tiende a encorvarse en su silla, esto puede aumentar la tensión en sus músculos y provocar dolor con el tiempo.
Por lo general, este tipo de dolor lumbar desaparece por sí solo y no necesitará consultar a un médico a menos que dure más de 4 a 6 semanas. Hay algunas cosas que puede probar en casa y que pueden ayudar, como:

  • aplicar calor o compresas de hielo en la espalda
  • mantenerse activo, por ejemplo, caminando
  • haciendo ejercicios de estiramiento suaves
  • tomando analgésicos: consulte a un farmacéutico o médico para comprobar qué es lo adecuado para usted

Ciática

La ciática es un dolor causado cuando el nervio ciático está irritado o comprimido. El nervio ciático es el nervio más grande del cuerpo y va desde la parte baja de la espalda hasta las piernas, por lo que no es sorprendente que la ciática pueda ser muy dolorosa.

Si tiene ciática, puede experimentar los siguientes síntomas en sus nalgas, la parte posterior de la pierna y el pie:

  • dolor, como una sensación de ardor o punzadas
  • hormigueo
  • entumecimiento
  • debilidad

Si tiene dolor lumbar sin los síntomas anteriores, probablemente no tenga ciática.

La ciática generalmente mejora en un periodo de 4 a 6 semanas, pero puede durar más. Mientras tanto, debe intentar evitar sentarse o acostarse durante períodos prolongados.

También puede intentar lo siguiente para ayudar a aliviar el dolor y acelerar su recuperación:

  • mantenga su rutina normal en la medida de lo posible
  • haga algunos ejercicios para la ciática
  • haga ejercicio suave con regularidad, como caminar
  • aplique frío o calor (como bolsas de hielo o parches térmicos) en las áreas doloridas. Pero evite las bolsas de agua caliente, ya que podría quemarse si tiene entumecimiento
  • si duerme de costado, coloque un cojín pequeño y firme entre las rodillas como apoyo.
  • si duerme boca arriba, coloque almohadas debajo de las rodillas para brindar apoyo adicional.

Tome analgésicos comunes para reducir el dolor y la inflamación (hable con su farmacéutico o médico para que le aconseje cómo obtener y usar estos medicamentos de forma segura).

Hable con su médico si sus síntomas no han mejorado después de algunas semanas, están empeorando o le impiden seguir su rutina normal.

Hernia discal

La columna está formada por pequeños huesos (vértebras), y entre estos huesos se encuentran discos que absorben los golpes y están llenos de una sustancia suave y gelatinosa. Estos discos amortiguan su columna mientras se mueve. A veces, uno de los discos se desgarra (se rompe) o sobresale y presiona los nervios circundantes; se trata de una hernia discal, también conocida como disco prolapsado o herniado. Una hernia discal en la parte baja de la espalda puede causar un dolor intenso y también puede provocar ciática.

Su médico generalmente podrá diagnosticar una hernia discal a partir de sus síntomas, historial médico y un examen físico. En la mayoría de los casos, los síntomas desaparecen en unas pocas semanas, ya que la hernia discal se encoge por sí sola. Pero, a veces, es posible que necesite pruebas por imágenes, como una tomografía computarizada o una resonancia magnética.

Estas pruebas sirven para descartar otras afecciones o para observar la posición de la hernia discal, si sus síntomas no mejoran. En casos graves, es posible que necesite cirugía para extraer parte del disco.

Si le han diagnosticado una hernia discal y su médico está de acuerdo con que siga un tratamiento en casa, puede intentar lo siguiente para aliviar el dolor:

  • aplique una compresa fría o una compresa caliente en la espalda
  • consulte a su farmacéutico o a su médico para que le indiquen cómo obtener y utilizar estos medicamentos de forma segura
  • si duerme de lado, coloque un pequeño cojín entre las piernas para tener apoyo adicional
  • si duerme boca arriba, coloque almohadas debajo de las rodillas

Cálculos renales

A veces, los productos de desecho en la sangre pueden acumularse y formar pequeñas piedras en los riñones, que luego pueden desplazarse por el tracto urinario. Los cálculos renales pueden causar dolor y también pueden bloquear el flujo de orina si se atascan en el tubo que conecta el riñón con la vejiga (uréter).

Algunos cálculos renales no causan síntomas, pero es posible que tenga:

  • un fuerte dolor en la parte baja de la espalda, que también puede ir hacia el abdomen y la ingle
  • sangre en la orina
  • un dolor agudo o ardiente al orinar
  • la necesidad de orinar más de lo habitual
  • ganas de vomitar o vómitos

Si cree que puede tener un cálculo renal, debe consultar a su médico. Pueden tomar una muestra de orina para verificar si hay sangre y también pueden usar una tomografía computarizada para encontrar el cálculo y ver si está creando un bloqueo.

Su médico generalmente recomendará la mejor manera de tratar sus cálculos renales; el tratamiento varía según si el cálculo está creando un bloqueo o una infección. Los cálculos pequeños suelen eliminarse por sí solos (a través de la orina), pero los cálculos más grandes a veces deben ser extraídos por un médico.

Herpes zóster

El herpes zóster es una infección causada por un virus. El primer síntoma suele ser una sensación dolorosa de ardor u hormigueo en una zona de la piel, como alrededor de la zona lumbar.

Es común desarrollar una erupción con ampollas, dispuestas en una línea que afecta solo un lado de su cuerpo. La erupción puede aparecer un par de días después de que sienta dolor por primera vez.

Si cree que tiene herpes zóster, es importante que hable con un médico, ya que es posible que necesite medicamentos para ayudarlo a recuperarse y prevenir problemas a largo plazo.

La erupción tiende a durar hasta 4 semanas, pero es posible que sienta dolor en la piel durante varias semanas después de esto. Para ayudar a aliviar el dolor, intente usar ropa holgada, usar una compresa fría y tomar analgésicos simples como paracetamol (hable con su farmacéutico o médico para obtener más orientación).

Las personas no pueden contraer el herpes zóster, pero debido a que es causado por el mismo virus que la varicela, puede transmitir la varicela a personas que no la han tenido. Por esta razón, debe evitar el contacto con estos grupos de personas si sospecha que tiene herpes zóster:

  • mujeres embarazadas que no han tenido la varicela
  • personas con un sistema inmunológico débil, por ejemplo, las que reciben quimioterapia
  • bebés de menos de 1 mes de edad, a menos que usted sea su madre, en cuyo caso deben estar protegidos por su sistema inmunológico

¿Cuándo debe consultar a un médico por dolor lumbar?

Hay algunas cosas que debe tener en cuenta si tiene dolor lumbar agudo. Consulte a su médico de inmediato si tiene:

  • dificultad para orinar
  • una temperatura superior a 38°C
  • problemas para controlar la necesidad de hacer caca u orinar
  • hormigueo o entumecimiento en los genitales o el trasero
  • debilidad en las piernas
  • pérdida de peso inesperada
  • un bulto en la espalda

También debe consultar a un médico si su dolor no desaparece después de unos días de descanso o parece empeorar por la noche.

Puntos clave

  • El dolor lumbar agudo no suele tener una causa definida, pero a veces se debe a la ciática o una hernia discal
  • Ocasionalmente, el dolor lumbar se debe a otras afecciones, como cálculos renales o herpes zóster.
  • En muchos casos, puede intentar controlar el dolor en casa, pero es una buena idea consultar a un médico si no desaparece después de descansar.
  • Busque atención médica inmediata si tiene fiebre alta, dificultad para controlar la necesidad de hacer caca u orinar y debilidad en las piernas.
¿Le ha sido útil este artículo?

Importante: Nuestra página web proporciona información útil, pero no sustituye los consejos de tu médico. Siempre debes buscar aprobación médica antes de tomar decisiones sobre tu salud